Sin virus, sin sectores dañados y con mucha información.

¿Cómo escoger libros para obsequiar a los niños?

¿Cómo escoger libros para obsequiar a los niños?

Abr 16, 2016

José Francisco Velásquez Gago, profesor de Literatura Infantil en la carrera de Educación de la ULA Táchira (foto: Yohan Quiroz)

El docente de Literatura Infantil en la carrera de Educación de la ULA Táchira, José Francisco Velásquez Gago, ofrece cinco criterios u orientaciones a las personas que deseen regalar el libro apropiado para niños. Propone descartar los textos de lenguaje simple, que abusan de los diminutivos y las rimas forzadas, así como elegir obras que recreen la cultura latinoamericana.

Actualmente, el profesor José Francisco Velásquez Gago es docente en la Maestría en Literatura Latinoamericana y del Caribe que dicta la ULA Táchira. También enseña Literatura Infantil en la carrera de Educación de esta universidad. Durante el Primer Encuentro de Literatura Infantil que se celebró a finales de noviembre en San Cristóbal, organizado por la Especialización en Promoción de la Lectura y Escritura, José Francisco Velásquez Gago expuso su conferencia “Aspectos para el análisis de cuentos dirigidos a niños”.

Adultos que escriben para niños

Con base en esta ponencia, el profesor José Francisco Velásquez Gago puntualizó cinco criterios para la elección de libros que se desee obsequiar a los niños. El primero de ellos tienen que ver con la mirada de quienes escriben los libros para niños: “Lo primero que debemos tomar en cuenta es que los libros para niños han sido escritos por adultos, y juzgados por adultos como dignos de publicarse; por tanto, no podemos determinar firmemente qué sirve y qué no para los niños, porque nuestro criterio siempre partirá de nuestra perspectiva adulta” dijo José Francisco Velásquez Gago.

El segundo criterio propuesto para la elección de textos para niños toca a quien elige el libro, a su experiencia como lector: “Ya que no podemos acceder plenamente a la mente del niño, entonces podemos proponer nuestra visión subjetiva sobre la literatura, siempre y cuando seamos lectores. Si usted ha disfrutado de un libro y, según sus criterios morales y sociales, lo compara con otros de su acervo cultural y ese libro resulta bien parado, entonces puede proponerlo para la lectura de los niños, sobre la base de la subjetividad” aseveró José Francisco Velásquez Gago.

¿Los Alpes o Los Andes?

El mundo circundante y su cultura, la realidad conocida por nuestros niños, ha de ser favorecida en la temática de los textos que se elijan para los niños, de acuerdo a la propuesta del estudioso en literatura latinoamericana e infantil, el profesor José Francisco Velásquez Gago: “El tercer criterio que propongo es que debemos dejar ya a un lado, un poco, los textos clásicos, popularizados a través de la industria cinematográfica estadounidense. Estos textos ofrecen patrones de conducta ajenos a nosotros, por ejemplo, el de la felicidad plena de la mujer lograda sólo a través del matrimonio: ?las princesas deben casarse para ser felices?, con hombres que no han conocido; el patrón de la riqueza súbita, provista por un hada, o del azar, riqueza que no proviene del trabajo constante de la gente. Nos referimos a esas historias que contienen elementos que pertenecen a contextos ajenos, como las cuatro estaciones, la nieve, fauna exótica? eso está bien como cultura general pero que no responden a las necesidades de nuestros lectores. No propongo eliminar ese tipo de textos de nuestra lectura, pero tampoco creo que deban privilegiarse esos elementos, debemos dejarlos de lado para escoger textos latinoamericanos que interpreten nuestra realidad”, sostuvo.

Lo chiquito no es para niños

Un cuarto elemento que el profesor José Francisco Velásquez Gago tiene que ver sobre cómo analizar los textos ya en su interior. Recomienda dejar de lado textos que tienen tramas demasiado complejas, sobre todo aquellos que derivan su complejidad en elementos que no van con la lógica del cuento:

“Esos textos que buscan efectos en el lector producto de la tergiversación o torcimiento súbito de la trama, deben hacerse a un lado. Los textos deben ser coherentes aún dentro de la fantasía. Otro elemento que recomiendo para adentrarse al mundo de la crítica literaria es prestar especial atención al lenguaje. Muchas veces consideramos que la literatura para niños se caracteriza por ser escrita en diminutivos, o por expresarse en prosa que rima, aunque la rima sea forzada, o porque tiene una exagerada simpleza en el vocabulario; todo ello empobrece el texto y evita que los niños sean retados en el aumento de su vocabulario, por ejemplo, las frases hechas, los lugares comunes, los nombres forzados?”

El profesor de la ULA Táchira José Francisco Velásquez Gago precisó que estos son criterios que recomienda para que las personas que no tienen formación especializada sobre el tema contar con herramientas para seleccionar libros destinados a sus hijos y niños cercanos.

José Francisco Velásquez Gago, docente de literatura infantil en la ULA Táchira, participó como ponente en el Primer Encuentro de Literatura Infantil celebrado recientemente en San Cristóbal, y que reunió a cerca de un centenar de docentes en ejercicio. El evento se realizó en el Ateneo del Táchira.

TAGS: Francisco Velasquez, José Francisco Velasquez Gago, Francisco Velásquez Gago